No es en la superficie de la piel donde te marca
indeleble, el amor, si es verdadero;
con su rastro de fuego es muy adentro
donde su huella te dejará de estampa.
No es algo que ha de borrar el agua;
es profundo y total lo que él abarca;